Salmo 2 – «Una Introducción»

Categoría: Devocionales

Fecha Publicación: Jul 12, 2021

Autor: Luis Felipe Torres Muñoz

Resumen

Sal 2:1-12

  1. ¿Por qué se amotinan las gentes, Y los pueblos piensan cosas vanas?
  2. Se levantarán los reyes de la tierra, Y príncipes consultarán unidos Contra Jehová y contra su ungido, diciendo:
  3. Rompamos sus ligaduras, Y echemos de nosotros sus cuerdas.
  4. El que mora en los cielos se reirá; El Señor se burlará de ellos.
  5. Luego hablará a ellos en su furor, Y los turbará con su ira.
  6. Pero yo he puesto mi rey Sobre Sion, mi santo monte.
  7. Yo publicaré el decreto; Jehová me ha dicho: Mi hijo eres tú; Yo te engendré hoy.
  8. Pídeme, y te daré por herencia las naciones, Y como posesión tuya los confines de la tierra.
  9. Los quebrantarás con vara de hierro; Como vasija de alfarero los desmenuzarás.
  10. Ahora, pues, oh reyes, sed prudentes; Admitid amonestación, jueces de la tierra.
  11. Servid a Jehová con temor, Y alegraos con temblor.
  12. Honrad al Hijo, para que no se enoje, y perezcáis en el camino; Pues se inflama de pronto su ira. Bienaventurados todos los que en él confían.

*******

Una Introducción al salmo 2

C. H. Spurgeon dice lo siguiente con relación al salmo 2:

El tema central de este salmo es el establecimiento y consolidación de David como rey sobre su trono por encima de toda oposición de parte de sus enemigos. David asume en este salmo un papel que conlleva doble carácter: por un lado literal y, por otro, alegórico.

Este salmo, según algunos expertos afirman, es el salmo del Mesías Príncipe. Presenta como los pueblos se alzaron a una contra el Enviado de Dios, nuestro Señor Jesús.

De hecho, son varias las referencias que hace el Espíritu Santo que nos remiten a este salmo en particular:

Hch 4:25-26 25que por boca de David tu siervo dijiste: ¿Por qué se amotinan las gentes, Y los pueblos piensan cosas vanas? 26Se reunieron los reyes de la tierra, Y los príncipes se juntaron en uno Contra el Señor, y contra su Cristo.

Y otras referencias más que apuntan a nuestro Señor Jesús.

Así que demos inicio al estudio de esta porción de las sagradas escrituras y preparemos el corazón para conocer, como antes de su llegada, ya estaba profetizado todo aquello que el Señor Jesús llevaría a cabo y sufriría por nuestra causa.

¡Dios nos bendiga!

Luis Felipe Torres Muñoz

Un servidor (Anciano, Pastor u Obispo) de Cristo en la iglesia de Cristo Manizales, cristiano desde el año 1999, Casado con una gran mujer, Juliana Arboleda y bendecido con 2 hermosos hijos, Maria Camila y Juan Felipe, con el deseo firme de servir a Dios con todo mi corazón. Quiero enviar un mensaje muy especial a todos los que leen y comparten todo este material, esperando en Dios que le sea de gran provecho para su alma.

SIMILARES A ESTA PUBLICACIÓN

0 comentarios

Share This